martes, junio 26, 2007

BARCELONA, CIUDAD ANTI-LÓGICA

La semana pasada el torero José Tomás (no confundir con mi particular Tío, otrora llamado Darth Vader, amo del “lado oscuro” de la familia y fuente de divertidas anécdotas y comentarios que dejaremos para mejor ocasión), llenó el aforo de la plaza Monumental de Barcelona –3.000 € alcanzó alguna entrada en la reventa- mientras que fuera del recinto unas 300 personas se manifestaban en contra de la fiesta taurina y de la extrema crueldad que ésta representa.
Tomás saldó su actuación con dos orejas y los periódicos y televisiones locales tuvieron temita para una semana... Que si Barcelona es “Ciudad Anti-taurina”, que si los toros no representan para nada Catalunya, que si el simbolismo españolista de la fiesta, etc, etc.
No escribo esto para posicionarme en uno de los bandos, no. Hace ya mucho tiempo que decidí que no me gustan los toros, la verdad me parecen un espectáculo más bien “Gore”, no, no es eso... lo que me pasa es que me molesta y me enerva la situación tan ridícula que se ha montado con todo esto, básicamente por dos razones:

1- Una vez más (y van...) se ha demostrado que la clase política, sacando así brillo a su muy deteriorada imagen, malgasta el tiempo y el dinero que les hemos confiado. Es acojonante. El pleno del ayuntamiento decidió en su día declarar Barcelona Ciudad “Anti-taurina”, y para eso invirtió días de trabajo y semanas de estéril y cansina polémica en la prensa (tertulias radiofónicas, artículos en los periódicos, etc.) hasta matarnos de aburrimiento y todo... para NADA, o casi nada. Cierto es que en los códigos, carta municipal o como cojones se llamen los putos papeles oficiales de la cuidad se declara Barcelona como Anti-taurina, pero eso es sólo un “titulín”, una frase impresa en un papel inútil... pues la verdad es que en ninguna ley municipal se prohíben las corridas de toros.

Así que les parece mejor marear al torito que realmente aprovechar el tiempo y debatir para solucionar los problemas de vivienda, seguridad ciudadana, movilidad, contaminación, etc. que golpean nuestra ciudad a diario. Puestos a declararse Anti-algo contra lo que luego no podremos actuar vamos a ser generosos y declarar Barcelona Anti-hambre en el mundo, Anti-guerras, Anti-Bush o Anti-enfermedades de todo tipo... Hay que joderse.

Además para más ridículo hace ya también un tiempo que se prohibió (y eso sí está tipificado por ley, bien escrito y sancionable) a los Circos que se instalaran en la ciudad exhibir en sus espectáculos animales exóticos (no domésticos). Obviando la pijada del Cirque du Soleil, la mayoría de grandes Circos tienen tigres, leones, elefantes, osos, cocodrilos, etc. en su espectáculo. Así pues, y dado que el número del domador tipo Ángel Cristo no queda muy bien con patos y gallinas, a la práctica ningún Circo viene a Barcelona.
Ahora bien, que torturen, rajen y mutilen a un toro hasta la muerte como es una tradición arraigada se puede tolerar... ¡Lo que no hay son cojones de prohibirlo! ¡No sea que algunos se enfaden! A los otros sí, que Tortell Poltrona y sus colegas no dan tanto miedo...

2- Me repatea también que todo acaba siempre en lo mismo, en la tensión de identidades nacionales (catalana y española), en la crispación, el ataque, la polémica y el eterno “déjame a mi que ahora voy yo y la suelto más gorda”, joderrrrr. Puestos a gastar tiempo y recursos vamos a ampliar la oferta en cosas más interesantes, ¿No?
¿Hay que hablar de bichos? Pues vamos a hacer de Barcelona Ciudad Anti-ratas-voladoras, que las putas palomas están por todas partes ensuciando e infectándolo todo. También podemos ser Anti-amos descerebrados de chuchos que siembran las aceras de pastelitos-mina, obligándonos a desplazarnos en interminable slalom y a oler el culo de sus perros. Y si fallas ahora en verano con las chanclas...puajjj... literalmente ¡Vaya mierda!

De unos animales a otros. Podríamos declarar Barcelona ciudad Anti-especuladores inmobiliarios, Anti-mononeuronales motorizados, Anti-meones de esquina (a estos, siguiendo el hilo taurino, habría que cortarles el rabo), Anti-rumanas mendigas de bebés drogados, Anti-carteristas, trileros y maleantes, Anti-pulgosos tirados con 5 perros, Anti-turistas imbéciles (que se creen de mejor casta y perpetran aquí lo que ni se atreverían a pensar en su puta casa), Anti-explotadores de otros, Anti-camellos, Anti-RENFE (no paran de joder, tu), Anti-amantes de la música a todo trapo (a estos les cortaríamos las orejas), Anti-aficionados a timarte con el cambio, Anti-pandilleros malas-copias-de-bandas-mafiosas, Anti-jodidasllamadas de compañías telefónicas y de Internet, Anti-vendedores de gorros mejicanos (que si no queremos ser representados por los toros vale, pero lo de los gorritos también tiene tela...), Anti-grafiteros sin respeto, Anti-pamplinas que atienden al público, Anti-extremistas de todo tipo...

En fin, después se extrañan de la gran abstención de voto en las elecciones. Repito, no me parece mal que Barcelona sea Ciudad Anti-taurina si así lo deciden nuestros representantes (y si además coincido con ellos), pero me jode que no sirva para nada, que se aproveche el tema para crear crispación y polémica y que no encuentren otras tareas mejores –y la hay a puñados- en las que invertir su tiempo y justificar los salarios con los que todos les pagamos.

Y es que muchas veces Barcelona es una Ciudad Anti-lógica.

miércoles, junio 20, 2007

A LAS PRUEBAS ME REMITO (V)

Memorable viaje a tierras vascas. Nos zampamos a la Real y alguna cosa más (Chuletones riquísimos!!!). Era la primera vez -que yo recuerde- que pisaba tierras vascas y he de admitir que tienen un país cojonudo (y unos equipos de fútbol más bien flojetes).
Lástima que al final el Barça haya regalado (sí, sí, regalado) la liga al Madriz…
Qué rabia el amigo Cristián, voy a chupar “chamarra FIATC” en todos nuestros partiditos de fútbol sala... ¡Que yo quiero desconectar! Lo mínimo que se merece es una patadita “fortuita”.

A LAS PRUEBAS ME REMITO (IV)

No es un anuncio de RayBan, no. Somos Megam y yo de incógnito (dejamos nuestros currículos en el MI5 y también en Scotland Yard, pero extrañamente aun no nos han llamado).
Así pues nos dedicamos a patear TODOS los mercadillos de Londres (suerte que el Tube va de pelotas…¡Mind the gap, please!) y a disfrutar de las tiendas, los parques y el ambiente en general. Después de Barcelona y Nueva York yo me iría a vivir a London sin dudarlo.

A LAS PRUEBAS ME REMITO (III)

Aquí el grupo de aventureros urbanitas en Roses, yo soy el que sale más bien parecido, ¿A que hago buenas fotos? Jejejeje....
Vaya dos días de comilonas y descanso...Genial! ¡Nuestro chofer- guía estuvo sensacional!

...Y este fin de semana de vuelta a Roses para la "Revetlla de Sant Joan". Habrá que ir pensando en pillarse también una reserva para Agosto que unos días por allí arriba seguro que me sentarían de maravilla.

A LAS PRUEBAS ME REMITO (II)

Esto no lo vais a ver otra vez fácilmente. Mi cuello es bastante alérgico a ese largo apéndice textil que aquí luce (luce la corbata sí, porque lo que es el menda...).
Cuando aprueben la clonación humana lo primero que voy a hacer es pillarme un Goodalien para este y otros menesteres tediosos... ojo, que a la boda voy encantado, pero no estaría mal tener a uno de estos pa las fotos y tal…

A LAS PRUEBAS ME REMITO (I)

Según el carné soy el socio nº 5000000258606. Parece que la totalidad del censo mundial humano e insectívoro ya eran socios... Cagontó! La verdad es que bien mirao en el FNAC siempre hay mucha gente, ¿No? ¿O será que estos del FNAC son un pelín exageradillos?

lunes, junio 18, 2007

IMPULSOS

No, no andaba escondiéndome...

No escribe esta mano en el blog por que el cerebro la guíe, es más el corazón que en su deseo de abrirse hace públicas las páginas de mi calendario.

No es que no me haya pasado nada des de la última entrada (hace ya tres meses), no, no... La vida sigue rodando y las muescas acumulándose en mi alma.
Simplemente es que no he encontrado el momento de explicaros lo sucedido... ¡Y se hacen tanta cosas por obligación durante el día, que encontrar momentos ociosos para el blog se hace muy cuesta arriba! Siempre aquella idea de "hoy colgaré algo" y al final nada...

Ahora leo al nuevo inquilino de la red (mi amigo Cristián) y la fuerza con la que ha entrado me contagia levemente. Recojo de su estela algo de aliento y me pongo a escribir estas líneas, que no tienen sentido, dirección ni más finalidad que ensuciar de nuevo el negro tapete de mi página electrónica.
Vamos a hacer memoria... veamos, última entrada 13 de Marzo, uuuuummmmm.... esperad que voy por mi agenda...
...
...
Ya estoy aquí, veamos lo más destacado:

1- Finalmente me ice socio del FNAC (gran templo de mi perdición). Ya que mi persona es habitual de esta macrotienda que menos que poder aprovechar alguna ofertilla de socio...
2- Mi primo se casó a finales de Marzo y ya están esperando su primer churumbel... aunque no queramos nos hacemos mayores. Ojito que me puse traje y CORBATA (muy, muy difícil verme con tan extraño apéndice!!!)
3- A mediados de Abril 7 amigos nos largamos de fin de semana a Roses, preciosa localidad costera, invitados por Cristián que ejerció de perfecto anfitrión y chofer (viva la furgona!!!). Visitad su blog y veréis que el colega se cuida... ¡Grande Sr. Viver!
4- Megam y yo decidimos darnos un pequeño homenaje de tres días en Londres. Qué bonita ciudad! (sobretodo con sol y los parques y flores en plena explosión). Como ya conocíamos todos sus recodos "turisticamente imprescindibles" nos dedicamos a pasear tranquilamente por sus mercadillos y callejuelas, plan tranquilo y relajado. Consejo: para ir de shopping en Londres cartera llena y calzado cómodo!
5 -Este futbolero fin de liga ha sido apretadito, y con las entradas que conseguí en el curro, nos fuimos los tres mosqueteros (Cristián, Ayma y un servidor) a San Sebastián a ver la Real vs. Barça. 10 horas de coche -estrenando un bólido rojo-, chuletón delicioso en una sidrería y victoria blaugrana. ¿Qué más se puede pedir? Ya os lo digo yo: no desafinar tanto cantando... ¡No veas con los tres tenores del coche!

...bufff... y hasta aquí mi impulso. Que tampoco había pillao demasiada carrerilla...